facebook pixel
Diseño web Bilbao Conquista Internet

94 654 89 81   634 584 090

Está muy bien que uses Facebook a tope… pero no te olvides de tu página web

Facebook, Instagram y el resto de redes sociales son herramientas de promoción para tu empresa muy interesantes: son gratuitas, fáciles de usar, muy atractivas… Pero no pierdas el norte: el centro de tu presencia online debe ser siempre tu página web. Te explicamos por qué.

 

Estos días hemos hablado con el gerente de una empresa de servicios turísticos preocupado por el posicionamiento de su página web. Nos dijo que aparecía en el puesto 8 de la primera página de Google y que quería estar el primero.

 

(Nota: en realidad no aparecía en el puesto 8 sino en la cuarta página…. A él le aparecía en la primera página por su historial en Google: Google muestra cosas diferentes a cada persona en función de su actividad anterior).

 

Le preguntamos qué actividad tenía en internet: si tenía blog o sección de noticias, si solía actualizar los contenidos en la web, cuántas visitas tenía su página, qué redes sociales manejaba y si solía publicar cosas…

 

Nos contestó lo que últimamente oímos mucho: “no tengo ni idea de las visitas que tengo en la web, no la toco desde hace meses, no tengo blog, pero Facebook sí, tengo 35.000 seguidores y todos los días publicamos cosas; a través de Facebook nos conoce mucha gente. Hacemos promociones en Facebook, sorteos…”

 

A partir de ahí, la conversación giró en torno a Facebook. Facebook, Facebook, Facebook.

 

Es lo habitual en la mayoría de empresas pequeñas ahora mismo: tener la página web muerta de risa y utilizar muchísimo Facebook. Porque es gratis, es fácil (aparentemente), puedo hacer anuncios y promociones yo mismo/a, puedo poner fotos y vídeos…

 

Está muy bien usar Facebook y el resto de redes sociales. Nosotros lo recomendamos a TODO el mundo siempre que se haga con un mínimo de calidad. Nunca hay que despreciar herramientas gratuitas y tan utilizadas para promocionar nuestra empresa.

 

El problema es perder el norte y olvidar que el centro de la presencia online de tu negocio debe ser siempre tu página web y que las redes sociales debes usarlas sobre todo para llevar visitas a tu página web.

 

Esquema presencia online Conquista internet

 

En el caso que decíamos antes, la empresa tiene 35.000 seguidores en Facebook, una cifra muy-muy buena, pero al jefe le preocupa no aparecer en los primeros puestos de Google.

 

Es porque se ha dado cuenta de que los líderes de su sector, que venden más que él, son los que aparecen en las primeras posiciones de Google. Y él está en la cuarta página…

 

Y es que la actividad en redes sociales por sí sola no garantiza que consigas más clientes y/o que vendas más. Las redes sociales son solo una parte del marketing digital.

 

Quédate con estas 5 razones por las que debes mirar más allá de las redes sociales y enfocarte en tu página web

 

1.- Facebook no es tuyo, la web sí.

 

Me da mucho vértigo ver lo mucho que la gente se trabaja sus contenidos en las redes sociales y solo en las redes sociales, sin que esto tenga su reflejo en la página web.

 

Se crean vídeos, montajes fotográficos, textos súper largos, hashtags…

 

Y se sube a una herramienta que no es nuestra, que es gratis, sobre la que no tenemos ningún control.

 

¿Qué pasaría si mañana se cierra tu página de Facebook? ¿Y si Facebook cambia sus condiciones de uso y decide que tu página incumple alguna norma? ¿Y si Facebook empieza a cobrar por su uso?

 

Hemos visto casos de gente a la que han cerrado su página, y punto. Se preguntan cómo pueden recuperar sus contenidos, si pueden hacer algo. La respuesta es no.

 

Nunca hay que olvidar esto: no tenemos ningún derecho sobre Facebook. No hay posibilidad de queja. Si mañana te cierran la página se acabó y punto.

 

En cambio, tu página web sí es tuya. Todo lo que pongas en ella permanece, siempre va a estar visible en internet. Pase lo que pase.

 

Así que, como mínimo, deberías publicar tus contenidos en la página web además de en Facebook, por lo que pueda pasar en el futuro.

 

Tuenti fue la red social más utilizada pero acabó cerrando.

 

2.- Facebook tiene un algoritmo cada vez más restrictivo y muestra tus publicaciones cada vez a menos gente.

 

Te habrás fijado en el dato que nos muestra Facebook en cada una de nuestras publicaciones: PERSONAS ALCANZADAS.

 

 

Siempre son muchas menos que los seguidores que tenemos. Es porque Facebook funciona según un algoritmo de múltiples variables en función de las cuales se decide si cada una de tus publicaciones es más o menos interesante para el público, si está en línea con las condiciones de uso y otras cuestiones.

 

Muchos de los que nos dedicamos a esto pensamos que Facebook está restringiendo cada vez más el alcance de las publicaciones para ‘obligarte’ a pagar si quieres que lleguen a más gente, a través de sus anuncios o promoción de publicaciones.

 

Y lo que es más alarmante. Hace unos meses hicieron un experimento en varios países, eliminando todas las publicaciones de páginas de empresa de los perfiles personales.

 

Facebook declaró que buscan que las personas estén cómodas en la red social, y que las publicaciones de empresas pueden ser molestas.

 

En el experimento, las personas solo veían en su Facebook publicaciones de otras personas o anuncios… Las publicaciones de empresa se mostrarían en una sección aparte llamada Explorar.

 

 

Los resultados fueron demoledores, puedes leer sobre ello en este enlace.

 

Ojo porque lo que nos dice todo esto es que:

 

1.- Es posible que las publicaciones de empresas dejen de mostrarse en el hilo normal de Facebook.

 

2.- Lo que sí se seguía mostrando a las personas son los anuncios.

 

Blanco y en botella…

 

3.- Se nos ha olvidado que Facebook está para llevar a las personas a nuestra página web, que es la que te POSICIONA en Google.

 

Si has entrado en la noticia del experimento, habrás visto que explican que su principal consecuencia era que bajaba el tráfico de las páginas web.

 

Es decir, que si Facebook dejaba de publicar cosas de empresas, bajaba muchísimo el número de visitas a la página web de dichas empresas.

 

Esto es porque estas empresas están utilizando Facebook correctamente. Lo usan para llevar a las personas a su página web.

 

De esta forma suben las visitas y mejora el posicionamiento. Recuerda que las visitas a tu página web son una de las variables más importantes del posicionamiento.

 

Debes usar las redes sociales para llevar a las personas a tu página web. Si generas contenidos completos, que no requieren que la gente vaya a tu web, estás dejando morir tu página y quedando a expensas de lo que pase en el futuro con Facebook, Instagram, etc.

 

Puedes seguir usando las redes sociales como vía de promoción pura y dura, porque funciona. Pero una buena parte de tus publicaciones debe llevar algún enlace a tu página web.

 

Si tienes una sección de blog, noticias o actualidad, crea el contenido en tu página web y comparte el enlace en Facebook.

 

 

Crea cierto misterio en el texto de Facebook para animar a la gente a hacer clic en el enlace. No lo cuentes todo porque entonces no harán clic.

 

Siembra en tu página web, que es tuya. La enriquecerás y ayudarás a su posicionamiento.

 

4.- La mayor fuente de negocio en internet para tu empresa sigue siendo Google.

 

El gerente de la empresa de servicios turísticos ha centrado en los últimos tiempos sus esfuerzos en alimentar las redes sociales, sobre todo Facebook. Pero eso no le ha traído las ventas que esperaba.

 

Se ha puesto a analizar el porqué, y ha descubierto que las empresas más potentes de su sector son las que aparecen en los primeros puestos de Google, y también en la zona de anuncios de Google.

 

Algunos datos:

 

Usuarios de Facebook en España: 22 millones de personas.
Usuarios de Instagram: 12 millones de personas.
Usuarios de Google: 30 millones de personas.

 

Google se ha vuelto universal. En España lo usan el 98% de las personas que buscan información a través de internet. Hasta tal punto se ha generalizado que algunas personas confunden ‘internet’ y ‘google’.

 

El buscador es solo una página web más, pero para muchos es la puerta a la red, navegan a partir de la cajita de búsqueda de Google.

 

Las redes sociales, aunque muy extendidas, no tienen un uso tan universal. Con las redes sociales no llegas ‘a todo el mundo’. Instagram ‘solo’ tiene 12 millones de usuarios en España, Facebook tiene unos cuantos más, pero aunque parezca lo contrario no todo el mundo tiene Facebook.

 

Por perfiles, los más jóvenes y los más mayores tienden a no usar Facebook. A partir de cierta edad (no tan alta), no se sabe lo que es Instagram…

 

Veo, por ejemplo, a las peluquerías compartiendo muchas cosas en Facebook. Pero las ‘señoras’ no usan Facebook… Y las más jóvenes usan Instagram.

 

¿Has pensado si tu cliente potencial pertenece a los grupos de población que usan las redes sociales? ¿Y cuáles, exactamente?

 

Antes de hacer nada piensa quién eres, qué ofreces y a quién te quieres dirigir. Luego utiliza las herramientas adecuadas.

 

5.- Facebook penalizará a quienes animen a sus seguidores a darle a ‘me gusta.

 

La noticia es del mes pasado: Facebook penalizará a quienes escriban cosas tipo “Like si te gustan los cachorros de perro. Like si prefieres a Messi. Comparte si eres de Cristiano”.

 

 

Y sobre todo MUCHÍSIMO CUIDADO CON LOS SORTEOS.

 

Esto te va a sorprender: está PROHIBIDO poner en un sorteo ‘Dale a me gusta’, ‘Comparte’ y ‘Etiqueta a tus amigos’. PROHIBIDO. Si lo haces y Facebook te pilla, te cierra la página.

 

 

Facebook tiene unas condiciones de uso bastante estrictas que nadie lee. Y luego vienen los disgustos.

 

 

 

En el próximo post explicaremos cómo hacer un sorteo de Facebook BIEN, atractivo, que tenga el mayor éxito posible y que respete las condiciones de uso de Facebook.

 

Mientras, quédate con el mensaje principal de este artículo:

 

Crea los contenidos en tu web y difúndelos por las redes sociales.

No uses solo las redes sociales.

No abandones tu web.

Lo más importante sigue siendo el posicionamiento en Google, dirige tus esfuerzos en la dirección correcta.